Polémica entre Enel con regantes y agricultores por aguas de la Laguna del Maule

Enel y el Fisco tienen un convenio hace más de 70 años, el cual dice que las aguas de la Laguna del Maule son para riego y de existir excedentes, éstos pueden ser utilizados para generación eléctrica. La empresa pide flexibilizar este acuerdo, pero los agricultores y regantes piden que se mantenga.

Las aguas de la Laguna del Maule tienen hoy en un enfrentamiento a regantes y agricultores contra Enel. Esto porque la empresa busca modificar un convenio hecho en 1947 entre la Dirección de Obras Hidráulicas (DOH), y la entonces llamada Endesa. Dicho acuerdo deja claro que las aguas de la laguna son para riego, y de existir excedentes estas aguas pueden ser utilizadas para generación eléctrica.

“La Laguna del Maule fue un proyecto de riego que nace por iniciativa de los agricultores, y en el camino se transforma en un convenio de riego y generación”, explicó Fernando Medina, presidente de la Agrícola Central, ante la comisión de Recursos Hídricos del Senado, donde expusieron regantes y agricultores que están en contra de que el convenio se flexibilice.

Al respecto, Enrique Oltra, presidente de la Comunidad El Álamo, explicó que “El fallo, que es contundente,  dice que las economías para generación en la Laguna del Maule, solo se pueden extraer cuando la laguna está en su máxima capacidad de embalse, en ninguna otra oportunidad. Resulta que Enel está tratando, en este caso, de ver la posibilidad de que ellos puedan extraer en cualquier porción de la Laguna del Maule sus aguas, lo cual no es así y nunca ha sido así”.

El senador Juan Castro, quien invitó a los agricultores a exponer ante la comisión del Senado, explicó que “yo conozco la región y sus problemas, y si se flexibiliza el convenio se puede generar un gran conflicto social. Por lo mismo, pedí a la comisión solicitar al ministro de Obras Públicas no modificar el acuerdo, y así podamos seguir dando seguridad de riego y tranquilidad a los cientos de agricultores que trabajan con las aguas de la Laguna del Maule”.

A través de la cuenca del Maule se riegan más de 200 mil hectáreas, y según la comitiva que representó a los agricultores y regantes de la zona en la Comisión de Recursos Hídricos, el convenio del año 47 ha funcionado bien y ha cumplido su principal propósito a la fecha, que es dar mayor seguridad al riego de la zona. Oltra agrega que “si se acoge dar flexibilidad al acuerdo, y la agricultura se ve perjudicada, un kilo de papas de 300 pesos, podría llegar hasta los mil pesos, por nombrar un ejemplo”.

Add Comment